Bitácora de literatura: traducción de poesía, sátiras, poemas, fábulas, epístolas, epigramas, aforismos, crónicas, antologías...

lunes, 14 de mayo de 2012

Poemas satíricos de Francisco Liguori (1917-2003).


Para Josué Castillo.



Madre Orizaba, ya que soy tu hijo,
según tú lo declaras, predilecto,
quiero expresarte mi filial afecto,
corresponderte con mi amor prolijo.
Hijo pródigo fui, pero hoy corrijo
el nivel de mi exceso y mi defecto
y me presento a ti, casi provecto,
mas remozado por el regocijo.
Húmeda madre tierra, alegre y brava:
tú me diste el humor y la ironía;
el parlar anhelante que alentaba
a forjar la satírica poesía.
Si de ti me alejé, Madre Orizaba,
Hoy me quedo en la calle, tuya y mía.

Francisco Liguori.



A pesar de tener una rica tradición humorística y satírica, hay una doble moral en la sociedad mexicana —y más concretamente, en su literatura.

José Juan Tablada, Renato Leduc, Salvador Novo... se valieron de recursos como la grosería, la ironía, el sarcasmo, la diatriba, el albur... tan propios de nuestra cultura para conformar su obra.

Sin embargo, aquella en que destaca la vena satírica y burlesca, se considera como secundaria —cuando no, “interdicta”; y lejos de difundirse, se esconde y olvida para no perjudicar “el buen nombre del autor”.

Abundan los censores y puritanos a quienes les incomoda que en la poesía se empleen términos “populares”, ya que piensan (?) que ésta debe ser divina e inmaculada.

La cultura se encuentra conformada por la diversidad. Bajo esta premisa, ¿quién decide qué es “correcto” y que no?; ¿quién puede argumentar que esta parte o aquella es “infortunada” en la obra de un escritor?; ¿quién puede juzgar a éste o a aquél como “poeta menor”?

Cada cual encuentra en la escritura la manera de expresar su carácter, y así como hay “poetas líricos”, también los hay “satíricos”, lo cual se agradece.

Las etiquetas no son poéticas, sino sociales —llenas de prejuicios. Leer y disfrutar de la obra de un autor —desconocido, olvidado...—, es disponer del criterio suficiente para descubrir nuevas concepciones literarias y vitales.








Francisco Liguori (1917-2003). Nació en Orizaba —“Pluviosilla”, como él solía llamarla—, Veracruz, y murió en la Ciudad de México. Abogado, profesor, poeta, epigramista, ensayista y cronista veracruzano. Participó de la sección Sopa de letras de los programas televisivos Sábados del Trece y Sábados, transmitidos por el Canal 13, conducidos por Jorge Saldaña.





Yo soy un juglar letrado
letrado pero juglar,
porque me gusta jugar
con el verso bien rimado.
A veces se ha sospechado
que yo soy de clerecía,
pero soy de juglaría,
porque con el pueblo estoy;
con él vengo, con él voy,
y a él le dejo la obra mía.
Me han dicho que soy poeta,
y alguna vez lo he creído,
mas pronto me he convencido
de que otra ha sido mi meta.
El pueblo bien interpreta,
interpreta mi labor:
soy cronista rimador,
y decir que soy cronista
es decirme periodista,
y ése es mi orgullo mayor.





Aquí yace un penitente
de quijada prominente,
y que tuvo a bien morirse,
pues se le ocurrió reírse
a mandíbula batiente.





Yo soy escritor de garra
y abogado muy capaz.
Ya soy miembro de esta barra
y asistente a las demás.





Los TV ídolos

Ya prohibió Gobernación
los programas de violencia
pues lesiona la conciencia
su morbosa difusión.
Urge ampliar la prohibición
a ciertos genios locales
que inundan nuestros canales
y despiertan al mirarlos
los instintos criminales
¡pues dan ganas de matarlos!





Inmoraleja

Tuve un amigo canijo
que leyó en un libro viejo
el saludable consejo
y lo siguió muy prolijo.

En su propósito fijo
pensó, viéndose al espejo:
“Seré feliz, porque dejo
un libro, un árbol y un hijo”.

Pero le salió mal todo
pues, por irónico modo,
logró al fin de su jornada

un libro muy aburrido,
un árbol seco y torcido
y un hijo... de la tiznada.



He aquí otra versión:


Tuve un amigo canijo
que leyó en un libro viejo,
aquel antiguo consejo
y lo siguió muy prolijo;
pero por irónico modo,
le salió muy mal todo,
al final de la jornada
logró un libro muy aburrido,
un árbol seco y torcido
y un hijo de la chingada.





Eneas, mi perro querido,
murió, y aunque no lo creas
tanto, tanto lo he sentido
que, aun estando bien dormido,
siento que me lame Eneas.





Las gentes se dividen en dos categorías.
En dos categorías se dividen las gentes:
Los tontos son aquellos que piensan tonterías
Y los que las cometen son los inteligentes.











Pancho Liguori. Presencia de un poeta en el mundo del humor. Estudio Histórico y Antología de Fernando Díez de Urdanivia. Editorial LUZAM.


5 comentarios:

  1. Salomón Garcia Contreras2 de abril de 2013, 16:07

    Soy epigramista y uno de mis ejemplos a seguir en este hombre que junto a don Luis Vega y Tomás Perrín me parecen de lo mejorcito del changarro. Es una lástima que los jóvenes no tengan idea de lo que es un epigrama. Próximamente editarpe un libro que para que sepan de qupe hablo lo ntitularé "Mis pendejadas con rima"

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. —Estimado Salomón. Agradezco tu comentario. Cada vez que me enteró de alguien que se interesa por el epigrama, me lleno de alegría.

      A pesar de que han querido hacer de él un género de segunda, mientras haya ingenio habrá sátira: epigrama.

      De hecho, este espacio inicialmente fue concebido para difundirlo —como ya te habrás percatado abundan los epigramas tanto en español como en otros idiomas.

      Como bien refieres, Liguori ha sido uno de autores más mordaces que han existido en nuestro país.

      Yo admiro a Liguori, Novo, Huerta, Leduc...

      Por cierto, no sabía de la existencia de Luis Vega, pero ahora mismo me documento sobre él.

      Te mando un saludo afectuoso. De igual modo, si gustas participar de la bitácora, preparando una pequeña antología de Perrín y Vega, así como de otros autores, la invitación está abierta.

      P. S. Acaso ya los conozcas, pero te recomiendo los epigramas periodísticos de "Kien" (José F. Elizondo) y Guillermo Farber.


      Eliminar
  2. Maestro, puedes leer algunos de mis epigramas si tecleas Salomón García Contreras, ojalá lo hagas y contactes conmigo en: fotosbaratas@yahoo.com.mx . Fárber es muy amigo mío y escribimos en el diario virtual: diarioalmomento y si das click en "entretenimiento" verás algunos de mis epigramas. Ojalá me contactes. Un saludo

    ResponderEliminar
  3. Me gustan los epigramas, es un género que leía desde niño.Agradecería me dijeran de algunas páginas que me canalicen hacia donde pueda leer epigramas y, por supuesto me indiquen nombres de autores contemporáneos de epigramas. Gracias.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. —Estimado Donaciano, esta bitácora prácticamente está dedicada a este género. Te comparto el vínculo directo para que leas epigramas de diversas tradiciones:

      http://caesarisnv.blogspot.mx/search/label/Epigrama.

      Agradezco mucho no sólo tu interés, sino también tu comentario. Saludos cordiales. César Navarrete.

      Eliminar